domingo, 15 de noviembre de 2015

Haunted





          La mayoría de cosas que hago son realizadas sentido por una fuerza gravitacional que me empuja hacia allá, pero ni siquiera pienso en si tienen o no sentido y mucho menos si lo tuvieron o lo tendrán alguna vez. Luego, soy arrastrado por el deseo inconmensurable de los hombres, el mismo que nos lleva a cometer atrocidades sin nombre y a amar sin tregua, hasta destrozarnos la vida en el intento y la de los demás.



Falling Down de Joel Schumacher


4 comentarios:

Marianne Garcia Palacios dijo...

El hombre es el único ser que puede morir de hambre frente a una vitrina de comidas, aquel que hace una pausa después de haber lanzado su bomba a lo que más amaba o necesitaba, aquel ser misterioso que deja ganar a los impulsos y ataca y se olvida que piensa y ama; aquel que mide o desmide las llamas de su propio infierno...

Christopher dijo...

... no hay límites para la caridad ni para la bondad ni para el desamor. Se puede ser perverso e inmensamente noble. El amor es infinito, pero el odio lo es más ...

Marianne Garcia Palacios dijo...

La intensidad con que se da hace que tenga esa fuerza, lo vuelve como un puño de metal que rompe el estómago, te asfixia y destroza las costillas y destroza la cabeza y vuelve trizas al cráneo a medio comprender

Christopher dijo...

... los pensamientos, por lo general, llegan tarde, en ese sentido las acciones son más rápidas que ellos ...